viernes, 7 de marzo de 2008

fidelidad sin condiciones


Os quiero presentar a estas dos joyas que son muy importantes en nuestra familia, EDER y ARIN, son de raza pastor vasco, Eder ha trabajado con ovejas pero como es asustadizo, el pastor decidió quitarlo, bueno dijo que tendría que matarlo, entonces para que no hiciera una burrada se lo compramos, Arin es más joven, es el pelirrojo se ha criado en casa, nos lo regaló una vecina , vino de una camada inesperada.

4 comentarios:

MªÀngels dijo...

Hola Ane,

Veo que te desenvuelves de fábula!!

En cuanto al concursod del próximo Festival de patchwork, me han comentado que no hay medidas standard, que uno de los lados debe hacer mínimo 90 cm. a partir de ahí, las medidas que se quieran.

El tema "tradiciones y costumbres".

la sevillana dijo...

QUé bonitos que son!!!!!
Yo tengo un cocker de 15 años y te entiendo perfectamente.
besis

Xènia dijo...

Hace casi dos años que tengo perro y entiendo cuando dices que son dos joyas muy importantes en vuestra familia. Del mio digo lo mismo. Es un perro pastor rumano de los Cárpatos. Lo tragimos de un viaje que hicimos a Rumania. Ahora lo queremos mucho y es uno más de la famila. Los tuyos son preciosos (me recuerdan al mio). Disfrutadlos! Un beso,
Xènia

MIRARITXU14 dijo...

ahora arin y eder tienen una hermanita
se llama beltzune y es una bulldog francés negrita! más simpática... es un poco bruja porque no hace nada de caso, pero est´´a muy feliz con sus 2 hermanos